Inapetencia Infantil: ¿Cómo combatirla?

Gabriela Uriarte

Dietista-Nutricionista nºcolegiada EUS000212

@gu_nutricion

Nos podemos encontrar con muchos padres angustiados porque les parece que su hijo no come lo suficiente. Sin embargo, a partir de los 18 meses de edad es normal que el niño comience a comer menos y a tener menos apetito ya que comienza una etapa de inapetencia “natural” porque crecen más despacio1. Pero ¿qué pasa después?

¿Por qué los niños disminuyen su ingesta a los dos años?

Durante el primer año de vida el crecimiento es muy rápido. ¿Sabías que el peso al nacer se duplica a los cinco meses, luego se triplica al año y por último se cuadriplica a los dos años?2. Por lo que es normal que la ingesta de alimentos sea mayor cuando lo es la velocidad de crecimiento.

Sin embargo, a partir de los 2 años se reduce la velocidad de crecimiento aumentando solo alrededor de los 2 kg por año hasta llegar a la pubertad, que es cuando dan “el estirón”. Esto hace que a partir de los 2 años las necesidades de alimento sean menores2.

Tanto el crecimiento como el apetito de los niños no es constante, es normal que coman pocas cantidades y de forma irregular. Se debe respetar cada fase, siempre dándoles cantidades razonables, y no forzándoles en exceso para así poder evitar el sobrepeso y obesidad en el futuro2.

Además, también hay que tener en cuenta que los niños van desarrollando sus gustos, y puede ser que haya temporadas que dejen de comer algunos alimentos que tomaban, pero esto suele ser transitorio2.

Estrategias que pueden usar los padres a la hora de comer

Es normal que muchos padres teman la hora de la comida y se sientan impotentes si el niño no come. Pero recuerda, es muy importante enseñarles unos buenos hábitos alimenticios y conseguir que aprendan a tener una dieta variada y equilibrada, ten presente que tener unos buenos hábitos desde niños les ayudará a tenerlos de mayores.

Te recomendamos una serie de estrategias para ayudarte a la hora de la comida:

  • Explicar al niño por qué debemos tener una alimentación variada2.
  • Establecer una rutina diaria en cuanto a horarios y normas en la mesa2.
  • Dar un buen ejemplo, los niños se fijan en los que hacen sus padres o hermano y lo repiten2.
  • El apetito de los niños suele ser suficiente para cubrir sus necesidades, es mejor darle poca cantidad (pero suficiente) y dejarle que pida más si lo desea en vez de ponerle grandes cantidades de primeras2.
  • Respetar los gustos del niño dentro de lo razonable, no obligarle a comer de todo desde los dos años, sino que tome algún alimento de cada grupo (fruta, verdura, cereales…) y poco a poco ir introduciendo nuevos alimentos a la dieta. Pero siempre teniendo en cuenta que el menú lo eligen los padres, no cambiarlo tras sus quejas para que no se mal acostumbren2.
  • Dejar que el niño coma por sí solo, aunque se manche, poco a poco irá aprendiendo2.
  • No utilizar ninguna amenaza/castigo/soborno para que el niño coma2.
  • Evitar la televisión a la hora de la comida para que no se distraiga, es importante que el niño sepa lo que está comiendo y evitar así que coma más de lo que necesita2.
  • Si el niño dice “esto no me gusta” o “esto no lo quiero” explicarle al niño que es la comida que hay, y que se lo puede dejar, pero que no habrá otra opción para comer hasta la siguiente comida2.
  • Se debe de prestar atención a los alimentos lácteos ya que podría ser el único alimento que quisiera comer o ingerir, y dejaría de comer otros alimentos. Con medio litro de leche y derivados es suficiente, y así aseguramos una alimentación variada y saludable2.
  • Dejar que el niño coma a su tiempo. Sin embargo, el adulto debe establecer el tiempo que se le dará al niño para comer y explicárselo2.

En definitiva, el apetito de los niños puede ser muy variable e irregular y no has de agobiarte, eso sí, los padres son los encargados de enseñarles a llevar una dieta saludable, equilibrada y variada. Esto ayudará a prevenir la obesidad y conseguirá que toda la familia disfrute a la hora de comer.

 


1 Asociación Española de Pediatría (AEP). En Familia: Alimentación en el segundo año de vida. Acceso el 16 de abril, 2020. Disponible en: https://enfamilia.aeped.es/vida-sana/alimentacion-en-segundo-ano-vida
2 Asociación Española de Pediatría (AEP). En Familia: Mi niño no come. Acceso el 16 de abril, 2020. Disponible en: https://enfamilia.aeped.es/edades-etapas/mi-nino-no-come